ETF de inversión factorial

Aprovechar al máximo las primas de riesgo gracias a los ETF factoriales.

En el contexto actual, los inversores que buscan rentabilidad se están volcando en activos de mayor riesgo, a la vez que desean minimizar los riesgos de posibles pérdidas. Las estrategias Smart Beta y de inversión factorial pueden ser una solución adecuada para aquellos inversores que se enfrenten a estas restricciones, especialmente, por medio de ETFs mono y multifactoriales.

      

Los índices factoriales permiten a los inversores captar las diferentes primas de riesgo disponibles en el mercado al proporcionar exposiciones explícitas a los factores de riesgo subyacentes. La exposición factorial puede llevarse a cabo a través de factores específicos o de exposición a múltiples factores.

Amundi ofrece una amplia gama de ETFs a precios competitivos, lo que favorece la exposición a primas de riesgo como size, low volatility, high dividends, quality, momentum y value —principalmente en el mercado de Renta Variable en europea y estadounidense— además de varios ETFs multifactoriales expuestos a Renta Variable europea, global y estadounidense, desarrollados en colaboración con el proveedor de índices ERI Scientific Beta.   

Nuestra gama de inversión factorial

¿Qué es la inversión factorial?

Los factores agrupan acciones con características similares con un comportamiento previsto similar bajo determinadas condiciones de mercado.

El análisis académico, apoyado por resultados constatados, sugiere la existencia de 6 factores principales: Value, Momentum, Size, Quality, Dividend y Minimum Volatility. Es posible llevar a cabo una exposición en cada factor por medio de un ETF específico o de una estrategia multifactorial.

VALUE

Las acciones value están infravaloradas respecto a sus fundamentales, pero obtienen una rentabilidad superior a la de las acciones sobrevaloradas. Estos títulos pueden identificarse, por ejemplo, por los ratios precio-valor contable (P/B) o precio-beneficio (PER).

MINIMUM VOLATILITY

Los valores con volatilidad histórica reducida suelen ofrecen una rentabilidad superior a la de otros valores más volátiles. Estos valores pueden identificarse por la desviación estándar de su rentabilidad.  

        

            

SIZE

Los valores de las sociedades con una baja capitalización suelen lograr una rentabilidad superior a los valores con una capitalización mayor. Estos títulos pueden identificarse fácilmente por su capitalización bursátil.  

                                

                           

DIVIDEND

Los valores que reparten dividendos elevados con regularidad suelen lograr una rentabilidad superior a los valores que reparten dividendos inferiores. Estos títulos pueden identificarse fácilmente por porcentaje de reparto de dividendos. 

                            

                                          

MOMENTUM

Los valores que han disfrutado anteriormente de rentabilidades elevadas suelen proseguir este sobrerrendimiento. Estos valores pueden identificarse por su rendimiento relativo respecto a otros valores en diferentes periodos.   

            

QUALITY

Los valores de compañías con niveles reducidos de endeudamiento y un crecimiento constante de los beneficios logran una rentabilidad superior que los valores de compañías de peor calidad. Estos valores pueden identificarse por su tasa de rendimiento del capital, la estabilidad de los ingresos y la solidez del balance.                     

Captar las primas de riesgo

La creación de una cartera basada en estos factores puede mejorar la rentabilidad en comparación con los índices ponderados por la capitalización bursátil, lo que permite a los inversores obtener rentabilidades adicionales. Además de la prima de riesgo global de la renta variable, también pueden captar las primas de riesgo adicionales asociadas a estos factores.

       

Selección Amundi ETF :

  

Diversificar la asignación

Los inversores pueden mejorar la diversificación de las carteras añadiendo varios factores. Los factores de inversión no solo deben generar rendimientos que sean potencialmente mejores que los del mercado en general, sino que algunos también pueden reducir la volatilidad general de la cartera de renta variable, en particular, los factores quality y low volatility. Al incluir estos factores defensivos en una cartera, los inversores pueden reducir el perfil de riesgo. Las soluciones multifactoriales también pueden mejorar el perfil de riesgo/rentabilidad de la cartera.

                

Sin embargo, debe tenerse en cuenta que los factores pueden enfrentarse a un largo periodo de rendimiento inferior. En general, se ha demostrado que la rentabilidad de estos factores varía en el tiempo. Si esta variación temporal de la rentabilidad no está totalmente sincronizada entre los distintos factores, la distribución de la asignación entre ellos permite a los inversores diversificar las fuentes de rendimiento superior y uniformizar la rentabilidad en los distintos ciclos del mercado. En particular, la exposición a diversos factores cuyas primas varían según las condiciones del mercado permite un rendimiento superior más regular. Amundi ETF y el proveedor de índices ERI Scientific Beta colaboran desde 2014 para ofrecer a los inversores soluciones multifactoriales pasivas

Selección Amundi ETF :

   

Combinar las primas de riesgo y el enfoque market neutral

En un contexto de tipos de interés y rendimientos de los bonos reducidos, muchos inversores se están centrando en los mercados de renta variable en busca de rentabilidades superiores. Sin embargo, la volatilidad de los mercados de renta variable puede ser demasiado elevada y los inversores tienen la posibilidad de buscar estrategias menos volátiles a largo plazo. Para abordar esta cuestión, se ha desarrollado la exposición innovadora propuesta por Amundi ETF.

La estrategia combina dos posiciones de renta variable complementarias en un único vehículo OICVM. La posición larga del índice Istoxx Europe Multi Factor Market Neutral se compone de 6 factores en los mercados europeos de renta variable. La posición corta está formada por contratos de futuros en los mercados europeos de renta variable. La combinación de ambas posiciones permite crear una cartera market neutral cubierta contra el riesgo de renta variable, que ofrece una rentabilidad potencial superior con un nivel de volatilidad cercano a los niveles de los mercados de renta fija. El índice también ofrece una correlación reducida con otras clases de activos, lo que ilustra el potencial de diversificación dentro de una cartera más global.

Selección Amundi ETF :